martes, 28 de julio de 2009

Siempre

Pasan los días de manera normal, en la estación de tren, una ausencia que no se entiende gira las manecillas del reloj que duermen, sigue la espera y más rápido rebota el pensamiento que mirando al sentimiento le jala la oreja, le muerde la espalda, le rompe los dedos, los ojos tercos miran en el horizonte, una estela se aparece, los recuerdos sin dibujarse se asoman, las rodillas sostienen rodillas, pronto no quedará nada, se quita los zapatos el enamorado que antes eran cómodos, ahora aprietan, antes eran brillosos, ahora de polvo, salta la cuerda la niña, juega a la desaparecida, el viejo transeúnte pasa y elimina la barba se sienta en el parque, se aburrió de blanca cara, el viento se la lleva, el sonríe,se queda solo, el espejo camina y salta hoy hizo algo útil, un solitario se ha reflejado en su cara.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal