viernes, 9 de octubre de 2009

Alegorìa a un recuerdo

Pues que podré decirle al tiempo,
a las caricias en linea de espera,
de tus besos nunca entregados,

de mis noches escandalosas de dolor
cuando el péndulo golpeaba horas
bajando madrugadas en soledad absoluta,

ahora, más ahora, ahora más,
miro por una cerradura
la espalda que se voltea
los labios cerrados
la metáfora mala en decires olvidados.

Mi nombre olvidaste.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal