jueves, 20 de mayo de 2010

Labios sin espera

Sorbos,con bocanadas de aire,
te tomé así,

a veces
con la piel quemada
de tierra estampada en tu vientre plano como planicie
de aquellas siembras que nunca se cosechan,

otras veces como labios que esperan con sequedad de la mañana
estrellada en peñasco de un desespero al
decir basta, basta sin telón, ni escena de una obra
que a oscuras mece tu orgasmo pálido por la luna
que hace sombra en lecho compartido
palpitando entre el falo la muerte,
y tu.

abrigame la espalda,
esta noche
no quiero sentir frio.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal